lunes, 21 de febrero de 2011

La Maliciosa


La Maliciosa, con una altura 2.227 metros está situada entre La Pedriza y el valle de La Barranca desde donde su perfil es inconfundible, con una prominencia de 150 metros, siendo una de las montañas significativas de nuestra Sierra de Guadarrama.

A esta montaña se la conocía como "La Monja" por su parecido a un tocado cuando está cubierta de nieve.

¿Cuántas rutas diferentes hacia su cima habremos hecho todos los aficionados a la montaña de la zona centro?, desde la Bola del Mundo, desde La Pedriza, desde la Barranca, etc... Es, en suma una subida típica.

Y no sólo por sus innumerables rutas de ascenso, sino por las vistas hacia toda la sierra madrileña, hacia Segovia, hacia los pueblos del norte de Madrid, desde su vértice geodésico las vistas son clásicas.

Tiene además una segunda cima llamada la Falsa Maliciosa o Peñotillo con sus 2125 metros y una tercera denominada la Maliciosa Baja con 1940 metros.

Además, las vías de escalada en roca de diferentes graduaciones, en las vertientes sur del Peñotillo y de la cima principal, la deja en una montaña de constante actividad.

Hoy he subido desde la Barranca a 1380 metros, un desnivel de cerca de 850 metros, no, no es una ascensión complicada, pero es un buen entrenamiento, tanto cuando está seco o con nieve.

Dejamos el coche en los aparcamientos junto al hotel de la Barranca y, sin tomar la pista forestal, cruzamos la primera represa del río Navacerrada por su muro de contención, la llamada presa del Pueblo de Navacerrada, la que hay un poco más alto es la del Ejercito del Aire. Esta vallado, ahora bien, siempre que he ido las puertas de acceso están abiertas.

Al otro lado de la presa se divisan varios senderos cualquiera de ellos es aconsejable puesto que acaban en el mismo sitio, el comienzo discurre malamente entre las jaras y alcanza una zona de rocas. Enseguida, bordeando las rocas llegaremos a un valle, ya sin arboles, denominado el Canchal. A nuestra derecha tenemos ya la estribación que desciende de la Maliciosa y el Peñotillo. El camino, bien señalizado con hitos, no tiene pérdida.

Poco más arriba vemos que el sendero se dirige a la ladera del Peñotillo, remonta una ladera pedregosa. Ahí giramos hacia la derecha, abandonamos el sendero, y ascendemos directo por un espolón rocoso que baja transversalmente desde la cuerda de Almorchones. Alcanzaremos un collado a la derecha de la base del Peñotillo donde vemos un pequeño mar de bloques, vemos algo más abajo, junto a una gran roca denominada Peña Jardera. Desde aquí, en el llamado Barranco de Majalespino, podremos divisar la presa de la Maliciosa y el pueblo de Becerril de la Sierra.

El camino más fácil de seguir, sobre todo cuando la nieve cubre los hitos y si no hay huella, es ascender hasta las paredes del Peñotillo hacia el este, por donde veremos un vivac natural reforzado con piedras, y ya nos encontramos con la amplia y empinada rampa que nos deja a nuestra izquierda el Peñotillo y a nuestra derecha las rocas de la cima de la Maliciosa.

Esta ladera, sólo se presenta la dificultad de que es un autentico pedregal y la progresión resulta más bien penosa por la inclinación. Yo particularmente siempre que he subido me he ido aproximando a la pared de la cumbre, intentando encontrar el camino menos duro y más practicable. da igual , sigue siendo duro.

Una vez remontada esta rampa para llegar a un pequeño collado junto a la cima, y en pocos metros hacia la derecha llegamos al hito cimero, en poco más de dos horas.

En la cima destaca en primer lugar La Pedriza, con la sorprendente vista de la cara norte del Yelmo como referencia principal. Hacia el Norte una vista de las antiguas antenas de televisión de la Bola del Mundo y la Cuerda Larga. Al Oeste el resto de la Sierra hasta Las Machotas de El Escorial. Y hacia el sur todos embalses madrileños y más allá la silueta de las torres de la antigua Ciudad Deportiva del Real Madrid.

La bajada la hicimos tomando el camino que nos llevaría hacia la Bola del Mundo, quedándonos en el Collado del Pluviómetro con sus 2075 metros y hacia nuestra izquierda hacia el barranco del Regajo del Pez, por una senda muy bien marcada, que deja a nuestra izquierda, según bajamos, los riscos del Peñotillo y a nuestra derecha, en lo alto veremos los riscos de los Emburriaderos.

Pronto llegaremos a la concurrida Fuente de la Campanilla, siempre con agua abundante y, enseguida, la pista de la Barranca que nos llevará hasta los aparcamientos.

Las fotos de la actividad.