domingo, 26 de septiembre de 2010

Soto de Viñuelas en bici



Planificamos el recorrido circular del Soto de Viñuelas hace dos semanas, lo planificamos y lo iniciamos, en el kilómetro 12.5, bajada, grieta y Félix I el Grietas, se la dio y fuerte, vuelta en coche a Félix al hospital, revisión y no le pasa nada grave, afortunadamente.

Fer y yo deshicimos el recorrido y casi ya en el Deportivo de la Dehesa en San Sebastian de los Reyes, donde habíamos dejado los coches, zas, Angel el Grietas II, se despista y va el suelo por culpa de otra grieta, chapa y pintura en el polideportivo, por hoy se acabó.

Dos semanas después lo decidimos de nuevo y esta si, esta vez no nos metimos en grieta alguna, Félix alguna caidilla sin importancia,¡que tío!, le da igual, vuelve a lanzarse a tope en las bajadas, no ha tomado miedo no, menos mal, y Fer quiso ver a que sabía una pequeña alambrada, también afortunadamente sin consecuencia alguna, salvo eso si, recrear el sitio y forma de la caída de Félix para pasarla a la inmortalidad.

El Soto de Viñuelas es una finca particular localizada entre Alcobendas y Tres Cantos.

Está delimitada, en todo su entorno, por una valla de piedra, y se puede rodear con la bici yendo aproximadamente en un 90% por caminos de tierra y el 10% restante por alguna urbanización que hay que cruzar y unos metros por la lateral de la autovía de Colmenar Viejo.

Es un recorrido en el que se puede disfrutar de muy buenas vistas de la sierra está y muy cerca de Madrid.

La ruta tiene varias alternativas de inicio y final en el mismo sitio, unos la hacen desde/hasta la estación de cercanías de tren de Valdelasfuentes (Alcobendas), otra alternativa es desde el Decathlon de San.Sebastian de los Reyes, nosotros la hicimos desde el polideportivo de la Dehesa Boyal de San Sebastian de los Reyes.

El circuito de 32,21 kilómetros, altura mínima 607 y máxima de 752, varias subiditas y bajadas rompepiernas, en total 337 metros acumulados y que hicimos despacito, dos horas y media, el respeto a las grietas de la anterior experiencia nos llevó a tomarnoslo con calma e inclusive, en el colmo de la precaución, a bajar alguna empinada cuesta con grietas a patita.

Salimos de la Dehesa Boyal y para incorporarnos al circuito nos topamos, aún fríos, con una subidita que te calienta bien, hasta llegar a la tapia del Soto de Viñuelas que, durante todo el recorrido, tendremos a nuestra derecha, allí una puerta peatonal de piedra que debemos a pie. Al otro lado hay un cruce de caminos. Giramos hacia la derecha y empezamos un bonito descenso (que bien le viene a nuestras piernas).

Finalizado el descenso, a la derecha nos aparece una de las entradas a la finca del Soto de Viñuelas. Pasado este cruce comienza un largo, pero no duro, ascenso que se suaviza algo más al llegar a una pista en la quejamos a nuestra izquierda el Cementerio de la Paz, esta pista, asfaltada, nos conduce hasta la autovía de Colmenar.

Aquí, con cuidadín, vamos en dirección al Castillo de Viñuelas, ya que en un centenar de metros abandonamos la autovía y nos metemos en una zona de pista asfaltada que deja paso a un estrecho y divertido camino que discurre entre la tapia y la actual carretera del Soto de Viñuelas. Una gasolinera sirve de referencia de que vamos por el camino correcto.

Aquí, enseguida, una bajada y zas el lugar de la caída de Félix, kilómetro 12.500 del recorrido, recreamos la situación, foto y seguimos recto en dirección a las instalaciones del Canal de Isabel II, situadas valle abajo en las inmediaciones del arroyo de la Moraleja. La tapia se mantiene a nuestra derecha. Accedemos amontonamiento a la carretera. y rebasamos a la derecha la entrada al Monte de Viñuelas. Pasado el arroyo comienza de nuevo el camino, que afronta un fuerte repecho.

En este tramo tendremos a la izquierda (norte) excelentes vistas de la Sierra de Guadarrama y del Cerro de San Pedro. La tapia, a la derecha, será nuestra referencia, Cruzamos el arroyo e iniciamos una duro repecho por una pista empedrada, para evitarla hay caminitos a su izquierda como alternativa.

Culminada la subidita, a la izquierda veremos el vértice geodésico de Valdelagua. Seguiremos a la derecha por la pista principal, por un tramo que discurre sobre la loma del Salto del Lobo. A nuestra izquierda se abre en toda su amplitud el valle del Jarama, donde comienza un tramo estrecho pero muy bonito entre la tapia del Monte de Viñuelas a nuestra derecha y una alambrada metálica a nuestra izquierda.

No queda más remedio que callejear entre los chalets de la urbanización del RACE junto al circuito del Jarama, hasta ver a nuestra derecha una salida empinada por unos cinco metros con una escalera peatonal, una rampa de cemento y la ram pa de tierra salimos por aquí y vuelta a tomar la valla.


Atravesamos la zona de la Real Sociedad Hípica Española hasta llegar a la Urbanización Fuente del Fresno, larga y aasfaltada bajada, giro a la izquierda y en un puente de madera, giro a la derecha cruzando el río, seguimos pegados a la valla, unas subiditas más y sus correspondientes bajaditas para llegar a la puerta peatonal por la que iniciamos el recorrido, bajada de la primera cuesta hasta llegar al polideportivo y fin de la ruta, todos para casa, es viernes y tememos el atasco de la A1, pero, hoy suerte, no hay casi atasco, que bien.

Fer llevó su GPS y subió al Wikiloc el trazado http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=1197034